El huevo: curiosidades alimentarias

Los huevos crudos tienen una vida útil que depende directamente de la temperatura a la que se almacenan. Un huevo a temperatura ambiente (18-20º) conserva sus cualidades aproximadamente una semana. Si la temperatura es algo menor (10-15º) puede conservarse dos semanas.

La contaminación del interior del huevo por microorganismos es bastante frecuente. Los microorganismos penetran por los poros de la cáscara. En la parte más externa, existe una cutícula que actúa como un revestimiento disminuyendo la porosidad de la cáscara. Si el huevo se frota y se lava, se elimina esta cutícula protectora que cierra los poros.

¿Cómo sabemos si fresco o es viejo?

Observamos la clara cascando el huevo y vertiéndolo en un plato; su consistencia será gelatinosa y alrededor de la yema. Si la clara se extiende por el plato, a causa de su estado líquido o se mezcla con la yema, es porque el huevo es viejo.

La yema tiene que estar entera, con su membrana vitelina tensa y brillante y será consistente cuando se presione suavemente con el dedo. Cuanto mayor sea la altura de la yema más alta será la calidad del huevo.

Otro procedimiento sería agitar el huevo y si oímos un golpeteo es indicativo de que el huevo es viejo, de modo que la clara se ha fluidificado, permitiendo el desplazamiento de la yema.

La clasificación de los huevos según los dígitos:

1er dígito: indica el alojamiento de las gallinas:

0: para la producción ecológica

1: para huevos camperos

2: para huevos producidos en el suelo

3:para huevos producidos en jaulas

2º y 3er dígitos :indican el Estado miembro de origen

ES para España

El resto de dígitos: identifica el establecimiento en el Estado miembro:

2 dígitos para provincias

3 dígitos para municipios

 

Los huevos frescos admiten cualquier preparación culinaria, siendo para conveniente para los menos frescos utilizarlos en recetas donde el uso del calor sea necesario, de esta manera eliminaremos muchos riesgos.

El huevo duro se caracteriza por provocar sensación de saciedad ayudando así cuando se quiere disminuir el consumo de comidas. Freír los huevos significa aumentar su contenido graso en un 50%.